Mi ocio y tiempo libre

Entretenimiento y noticias de actualidad

Espectáculos familiares

Los espectáculos infantiles son un modo de entretenimiento bastante extendido entre los padres, sobre todo en determinados eventos que incluyen la presencia de algún personaje reconocido por el pequeño.

En esta línea existen una gran variedad de espectáculos, donde los que tienen más éxito son los musicales. A los niños les encanta bailar y cantar canciones que ya conocen en casa.

Todos los padres que tengan críos seguro que alguna vez les han puesto los benditos Cantajuegos.

Cantar y jugar, un entretenimiento genial

Espectáculos familiaresLos Cantajuegos son canciones representadas por un grupo de unas 10 personas donde incluyen coreografía y escenificación dirigida a los más pequeños.

Suelen ser canciones sobradamente conocidas por todos, tipo el patio de mi casa, y otras nuevas.

El objetivo es hacer que los niños salten a bailar con las canciones y también las cantan. La dinamización se completa con el vestuario de los “actores” y la inclusión de mascotas.

Pues bien, el éxito de grupos como estos hace que planifiquen los espectáculos en distintos teatros y escenarios del país.

Aunque es un espectáculo dirigido a niños, comprar una entrada para verlos nunca es inferior a 20 euros. A muchos padres les resulta caro, teniendo en cuenta de que hasta hace poco incluso los niños de 1 año tenían que pagar.

Si imaginamos una familia de 5 personas, se gastan sólo en la asistencia del espectáculo 100 euros. Y la verdad, para los padres que están más que cansados de escuchar al grupo en casa, en el coche, de vacaciones y a todas horas los fines de semana, no les sienta demasiado bien tener que pagar encima  100 euros por un par de horas de espectáculo.

Pero igual que los Cantajuegos, espectáculos de Disney, como el más que conocido Disney OnIce, que por lo menos podrían recordar a los asistentes la necesidad de venir bien abrigados.

Altos precios pero grandes resultados

Espectáculos familiaresA pesar de los precios, tienen éxito y las entradas se agotan fácilmente. Los pequeños disfrutan muchísimo y los padres al final también viendo los rostros de sus hijos satisfechos.

Sobre todo los más pequeños que reconocen los temas o los personajes y se lanzan a bailar de forma graciosa.

Como en casi todo en esta vida, la gran mayoría de espectáculos infantiles tienen sus copias, grupos similares que intentan imitarles, aunque los precios de éstos suelen ser más económicos.

Tú con toda la voluntad le compras las entradas a tu hijo que igual han costado 10 euros y en lugar de gastarte 100 te gastas 50, pero cuando el espectáculo comienza las primeras palabras de tu hijo son, “éstos no son los de verdad”. Y todo se cae.

Aunque al final se lo pasan bien, y hasta tú acabas bailando y cantando las canciones que ya te sabes mejor que las de tu banda favorita.

 

 

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.